Index Politica Siete dias Tiempos de hoy

 
   

 Nº 1268. 9 de noviembre de 2018

- - --

Siete Días / Diego Posada


El Alto Tribunal rectifica y vuelve a la jurisprudencia anterior. / EUROPA PRESS

El Supremo da la razón a la banca…

Por 15 votos a favor y 13 en contra, el Pleno de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Supremo ha decidido volver a la jurisprudencia anterior , mostrándose contrario a la doctrina fijada hace tan sólo 15 días por la Sección Segunda de este mismo tribunal, afirmando que será el cliente quien deberá seguir pagando el impuesto de actos jurídicos documentados de las hipotecas.

Tras dos días de larga deliberación, ya que en la primera jornada los magistrados no consiguieron ponerse de acuerdo, el Pleno, formado por 28 jueces y convocado por el presidente de la sala de lo Contencioso, Luis María Díez-Picazo, ha desautorizado a sus compañeros, los seis magistrados que decidieron a favor de los clientes, y han dado la razón a la banca. Concluye así la vía de la posible retroactividad del impuesto, que era una de las cuestiones más problemáticas y debatidas de la resolución.

La decisión pone fin al lío judicial originado el pasado 18 de octubre tras esta sentencia favorable a los clientes, que supuso un duro golpe para la banca española en los mercados de Bolsa. De hecho, este fue el principal motivo, su “enorme repercusión económica y social”, por la que Díez Picazo, presidente de la Sala, dejó en suspenso la resolución inicial.

El problema originado llevó a Carlos Lesmes, presidente del Tribunal Supremo, a salir a la luz pública para pedir perdón por la gestión de la sentencia, negando la supuesta presión que la banca había ejercido para anular la decisión. Mientras, las asociaciones de consumidores han exigido la dimisión de Díez-Picazo y se han mostrado con confianza en que, al igual que sucedió con las cláusulas suelo, el Tribunal de Justicia de la Unión Europea devolverá la justicia a los clientes


El Gobierno, descontento con la decisión del Supremo./  EP

…y Sánchez anuncia un decreto a favor de los clientes

El Gobierno ha anunciado un decreto ley con el que modificará el artículo 29 de la ley de Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados, la norma que regula el impuesto de actos jurídicos documentados, para que no tengan que pagarlo los clientes, sino que sean los bancos los que asuman su pago. Esta ha sido la respuesta inmediata del Ejecutivo de Pedro Sánchez ante el fallo del Tribunal Supremo, en una rueda de prensa extraordinaria en la que Sánchez ha anunciado, además, que también llevará al Congreso la creación de una “autoridad independiente de protección de los clientes financieros”, un órgano que tendría el objetivo de proteger a los ciudadanos de abusos y conflictos con el sistema financiero y bancario.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha cargado con dureza contra el tribunal presidido por Carlos Lesmes. “El Gobierno trabaja para que se cumplan los plazos” ha afirmado Sánchez en relación a la renovación del Poder Judicial, augurando que se aproxima el fin del mandato de Lesmes al frente del Supremo. “Creo que el Tribunal Supremo tiene que hacer una reflexión sobre el debate que se ha suscitado sobre su credibilidad… el poder judicial debe hacer autocrítica de lo que ha pasado”.

La reforma de la ley se enviará al Parlamento y tendrá que ser apoyada por los grupos parlamentarios para su aprobación. Albert Rivera, presidente de Ciudadanos, ya dio carta blanca, antes de conocer las intenciones del Gobierno, para apoyar una reforma legal que haga que los bancos asuman el pago del impuesto. La fórmula “más rápida”, dijo Rivera, pero que esté bien hecha para que no tenga que ser “tumbada”. El líder de Ciudadanos también ha pedido un consenso “unánime y urgente” sobre esta reforma exprés. Desde el partido naranja también son muy críticos con el Tribunal Supremo y, al igual que el PSOE, consideran que con esta sentencia se ha “autolesionado”  y debe hacer autocrítica.

El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, ha afirmado sin embargo que la decisión del Gobierno de modificar el decreto ley de las hipotecas para cargar el impuesto a la banca es necesario pero no suficiente. “Está bien pero no basta” ha afirmado el líder de Podemos, que pide  y propondrá en el Congreso que se recupere la retroactividad para “devolver el dinero a las familias”.


La ex secretaria general del PP renuncia a su escaño y se marcha de la ejecutiva del partido. / EP

Cospedal deja la política

Maria Dolores de Cospedal ha anunciado que deja su puesto como vocal en el Comité Ejecutivo del PP y que renuncia a su escaño en el Congreso de los Diputados, tras conocerse sus reuniones secretas con el excomisario Villarejo.
Cercada por la difusión de sus conversaciones con Villarejo, que la grabó sin ella saberlo, Cospedal ha publicado en sus redes sociales una carta de despedida en la que sostiene que ha cometido muchos fallos pero que entre ellos no está su “interlocución hace nueve años con el responsable de una empresa autorizada por el Ministerio del Interior”.

Cospedal llegó al cargo en junio de 2009 y, pocos meses después empezó a conocer la existencia de casos de corrupción vinculados al PP. “Mi obligación era tratar de saber qué estaba ocurriendo. Mi deber era apoyar a mi partido desde la regeneración, aunque fuera a costa de granjearme numerosos enemigos”. Asegura que todo lo que hizo fue siempre “dentro de los límites de la ley” y que si es un “pecado mortal” haber hablado con un comisario de Policía que por aquel entonces había sido condecorado por el entonces ministro del Interior, “entonces me equivoqué”. Pero, reconoce, en lo que “seguro” se equivocó fue en pedir a su marido, López del Hierro, ayuda con Villarejo.

Cospedal, que inicialmente tan solo anunció su dimisión como miembro del Comité Ejecutivo Nacional, ha decidido posteriormente renunciar a su acta de diputada y abandonar la política, tras “reflexionarlo más” porque considera que tiene “derecho de cuidar de mí misma y de los míos”. El líder del Partido Popular, Pablo Casado, ha enviado un mensaje de “reconocimiento” y de “agradecimiento” a María Dolores de Cospedal, aunque ha advertido de que la dirección del PP combatirá con un “rechazo absoluto” cualquier práctica no ejemplar, “aunque no sea delictiva”. “La dirección del PP está comprometida con la honestidad, ha concluido Casado tras la renuncia de Cospedal.



La movilización de las clases urbanas anti-Trump han sido claves para los resultados. / EP

Trump pierde el Congreso pero mantiene el Senado

El Partido Demócrata ha recuperado el control de la Cámara de Representantes de Estados Unidos tras ocho años de mayoría republicana, dejando debilitado el mandato de Donald Trump. Sin embargo, el Partido Republicano de Trump ha conseguido mantener la mayoría en el Senado, cuya pérdida habría supuesto un revés letal para el máximo mandatario de EE UU.

El descontento con el presidente, uno de los más impopulares y polémicos, ha movilizado el voto de los progresistas en unas elecciones legislativas marcadas por una alta participación. El Congreso elegido cuenta con más mujeres, más diversidad racial y más diversidad religiosa que nunca.

Tras la mayoría obtenida en el Congreso, los demócratas podrán bloquear la aprobación de leyes, algo que impide, entre otras cosas, frenar la inmigración, levantar el muro con México o tumbar la reforma sanitaria de Barack Obama. Además, podrán impulsar sus propios proyectos legislativos aunque tengan pocas opciones de prosperar ante  la mayoría republicana del Senado.

El voto rural tendió a favorecer a los republicanos y las zonas urbanas y suburbanas a los demócratas. Fue también un día importante para el movimiento feminista, ya que el Capitolio tendrá el mayor número de congresistas mujeres de su historia. La noche electoral también dejó otros hitos, con Jared Polis convirtiéndose en el primer gobernador abiertamente homosexual del país tras salir elegido en Colorado, y con Rashida Tlaib, primera musulmana en llegar al Capitolio tras ganar en Michigan.

 

LA FRASE:

“Esta situación se ha producido por una falta de claridad en la ley”

Carlos Lesmes, presidente del Tribunal Supremo y del Consejo General del Poder Judicial, ha echado balones fuera a la hora de hacer autocrítica sobre el lío generado con el impuesto de actos jurídicos documentados. Para Lesmes, el problema no ha sido la gestión ni la interpretación de la ley, sino su claridad.

 

 

 

-

-

-